Sáb. Feb 24th, 2024

El politólogo Andrea Bussoletti considera que ahora que Samuel García se baja de la contienda por la presidencia de la república, los partidos fuertes en candidatos serán Morena y la alianza del Partido Revolucionario Institucional (PRI) con el Partido Acción Nacional (PAN).

“Con Samuel se preveía una elección de tres, por lo que se veía en las encuestas y lo que estaba resultándole llamativa, controversial. Ya que estaba llamando la atención de la opinión pública a nivel nacional. Hay una situación de respuesta de la clase política de los partidos tradicionales. Está la percepción de que el PRI y el PAN percibieran más una amenaza a Samuel García, porque puede que haya sido una competencia desafiante que llegó a ser contundente”.

Eso influyó, afirma, en que el tema del gobernador interino se haya politizado. “Se convirtió en un tema polémico, algo que en circunstancias análogas no sería un tema. Se convirtió en el objeto de una pugna, entre el PRI y el PAN, por un lado, y el gobernador por el otro. Luego se puede hablar del personaje, de aciertos y desaciertos, fue una batalla política. Los partidos en Nuevo León tratando de impedir una candidatura de carácter nacional. Hay muchos mensajes en ese escenario”.

Bussoletti considera que seguramente el regreso de Samuel García a Nuevo León significa que él ha intentado construir su prestigio y su fuerza en los resultados del Gobierno del Estado.

“Al no contender, hace que se regrese a un esquema de Morena en contra del PRI y el PAN. No sé evaluar en términos de valor, ninguna provoca un escenario donde hay menos opciones, el hecho de que un personaje que estaba siendo muy llamativo vaya a declinar evita que los procesos electorales que sean lo más plural y abiertos”.

Por otro lado, agrega que sí hubo un conflicto entre poderes, por un lado, el Gobierno, Legislativo, y también con la atención del Poder Judicial. “Es evidente que García ve su fortaleza, su bastión, su mayor logro es el control político de Nuevo León. Los partidos siguen siendo fuertes en la vida política del Estado”.

Por dahemont

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *