Vie. Jun 14th, 2024

Iraq confirmó la muerte de una persona y heridas a otras 18, entre ellos varios civiles, en los ataques estadounidenses de la pasada madrugada contra grupos proiraníes en el país árabe, en represalia por el lanzamiento de drones y misiles contra bases de Estados Unidos en territorio iraquí.

En un comunicado, el Gobierno iraquí condenó los ataques estadounidenses, que consideró «acto hostil, no constructiva, que no sirve a los intereses comunes», mientras consideró «inaceptable» las «agresiones contra sedes de las misiones diplomáticas extranjeras» y las «bases con presencia de asesores militares de países amigos».

«El gobierno de Iraq confirma que (…) está enfrentando con firmeza los ataques de algunos elementos a las sedes de misiones diplomáticas extranjeras o lugares donde están presentes asesores militares de países amigos», dijo el comunicado.

Estos ataques, de los grupos proiraníes, «han sido diagnosticados previamente como actos hostiles, afectan la soberanía del Estado iraquí y es inaceptable que se cometan bajo cualquier circunstancia o bajo cualquier nombre o justificación», subrayó.

«Al mismo tiempo, el gobierno de Iraq condena lo ocurrido la madrugada de hoy, en el que instalaciones militares iraquíes fueron atacadas por la parte estadounidense con el pretexto de respuesta, lo que provocó el martirio de un miembro y heridas a otras 18 personas, incluidos civiles», añadió.

El Comando Central de EU (CENTCOM) dijo hoy que atacó «múltiples» instalaciones en Iraq usadas por la milicia proiraní Kataib (Brigadas) de Hizbulá y otros grupos «terroristas» afiliados en represalia por el ataque con un dron contra bases de la coalición en Iraq y Siria.

CENTCOM, en su cuenta en X, dijo que esas milicias habían atacado las fuerzas de la coalición en Erbil, en el norte de Iraq, dejando «varios heridos».

«Se trata de un claro acto hostil (contra territorio iraquí) y no constructivo. No favorece los intereses comunes a largo plazo, en el establecimiento de la seguridad y la estabilidad, y va en contra del deseo declarado de la parte estadounidense de fortalecer las relaciones con Iraq», recalcó el Gobierno iraquí, según el comunicado.

«Este paso perjudica las relaciones bilaterales, complica las formas de llegar a entendimientos a través del diálogo conjunto para poner fin a la presencia de la coalición internacional y, sobre todo, representa una violación inaceptable de la soberanía iraquí», añadió.

Según la Casa Blanca, los ataques de la pasada madrugada contra grupos proiraníes en Iraq fueron ordenados por el presidente de EU, Joe Biden, tras ser informado de que tres soldados estadounidenses resultaron heridos en los incidentes, uno de ellos grave.

La Resistencia Islámica en Iraq, respaldada por Irán, ha reivindicado más de 80 ataques contra objetivos de EU en Siria e Iraq desde mediados de octubre, en respuesta por el apoyo «inquebrantable» de Estados Unidos a Israel y en apoyo al grupo islamista Hamás en la Franja de Gaza.

Por dahemont

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *