EEUU instó a Rusia a abandonar el camino de la guerra y acordó una reunión de cancilleres la próxima semana

El jefe de la diplomacia estadounidense, Antony Blinken, urgió este jueves a Rusia a que “abandone la vía de la guerra” al describir el escenario de un ataque contra Ucrania que Washington considera inminente.

“Estoy aquí hoy no para empezar una guerra, sino para prevenir una”, dijo en el Consejo de Seguridad de Nueva York, antes de precisar que había propuesto a su homólogo ruso Serguéi Lavrov una reunión “la semana próxima en Europa”.

“Lo que está en juego va mucho más allá de Ucrania. Este es un momento de peligro para la vida y la seguridad de millones de personas, así como para los cimientos de la Carta de las Naciones Unidas y el orden internacional basado en normas que preserva la estabilidad global. Esta crisis afecta de manera directa a cada miembro de este consejo y a cada país del mundo”, advirtió Blinken.

Durante su intervención, el secretario de Estado propuso reunirse con su homólogo ruso, Sergei Lavrov, “en Europa la próxima semana”. Pero Moscú propuso celebrar ese encuentro a finales de la semana que viene. Washington aceptó “siempre que no haya una invasión rusa de Ucrania”, dijo el jueves por la noche el portavoz del Departamento de Estado, Ned Price.El presidente ruso, Vladimir PutinEl presidente ruso, Vladimir Putin

Para el secretario de Estado estadounidense, las acciones del Kremlin han puesto en juego los principios establecidos tras las grandes guerras.

“Porque los principios básicos que sostienen la paz y la seguridad, y que quedaron consagrados tras dos guerras mundiales y una Guerra Fría, están ahora amenazados. El principio según el cual ningún país puede modificar las fronteras de otro por la fuerza. El principio de que un país no puede determinar las elecciones o políticas de otro, ni con quien puede asociarse. El principio de la soberanía nacional”, sentenció.

Los informes de Washington aseguran que “Rusia prevé inventar un pretexto para el ataque. Este podría ser un evento violento por el cual Rusia atribuirá culpabilidad a Ucrania, o alguna acusación aberrante que Rusia planteará contra el Gobierno ucraniano”.

“No sabemos exactamente qué modalidad tendrá. Podría ser la simulación de un ataque “terrorista” dentro de Rusia, el descubrimiento falso de una fosa común, un ataque amañado con drones contra civiles o un ataque simulado —o incluso auténtico— con armas químicas. Rusia podría calificar a este evento como de limpieza étnica o genocidio, burlando así el sentido de un concepto que nosotros en esta sala no tomamos a la ligera, ni que tampoco yo tomo a la ligera debido a la historia de mi familia”, explicó Blinken.

“Nuestras informaciones muestran claramente que” las fuerzas rusas en las fronteras ucranianas, “incluidas fuerzas terrestres y aviones, se preparan para lanzar un ataque contra Ucrania en los próximos días”, dijo Blinken.

Describió el escenario que prevén los servicios de inteligencia de su país, con ataques de “misiles y bombas” contra Ucrania, “ciberataques” contra las “instituciones ucranianas clave” e incursiones de “carros y soldados contra objetivos clave”, incluida la capital ucraniana, Kiev.Los informes de Washington aseguran que “Rusia prevé inventar un pretexto para el ataqueLos informes de Washington aseguran que “Rusia prevé inventar un pretexto para el ataque

Instó a la puesta en marcha de acciones inmediatas que garanticen la estabilidad en la región.

“El gobierno ruso puede anunciar hoy” que “Rusia no va a invadir Ucrania, decirlo claramente, decirlo al mundo entero y después demostrarlo devolviendo sus soldados, sus carros, sus aviones a los cuarteles y hangares y enviando sus diplomáticos a la mesa de negociación”, comentó.

“En los próximos días, el mundo recordará este compromiso o el rechazo a hacerlo”, añadió.

Blinken recordó que Rusia ha desplazado a más de 150.000 soldados —incluidas tropas terrestres, aeronaves y embarcaciones— a lo largo de las fronteras de Ucrania, en Rusia, Bielorrusia y la región ocupada de Crimea. La información con la que cuenta el Gobierno norteamericano asegura esas fuerzas se están preparando para lanzar un ataque contra Ucrania en los próximos días.

“No sabemos exactamente cómo van a desarrollarse los acontecimientos, pero esto es lo que el mundo puede anticipar que ocurra. De hecho, está ocurriendo ahora mismo, hoy mismo, mientras Rusia avanza en el camino de la guerra y volvió a emitir la amenaza de acción militar”, dijo.Blinken invitó a Sergey Lavrov a un nuevo encuentroBlinken invitó a Sergey Lavrov a un nuevo encuentro

El secretario de Estado explicó también que las reiteradas advertencias al Gobierno de Ucrania, y a la comunidad internacional, sobre un inminente ataque ruso se han realizado con la esperanza de “incidir para que Rusia desista del camino de la guerra y opte por una vía distinta mientras todavía eso sea posible”.

“Si Rusia está dispuesta a sentarse con el Gobierno ucraniano y trabajar en el proceso de implementar estos compromisos, nuestros amigos en Francia y Alemania están dispuestos a convocar a conversaciones de alto nivel en el Formato de Normandía para resolver estas cuestiones. Ucrania está preparada para eso. Y nosotros estamos más que dispuestos a apoyar a las partes”, añadió.

Blinken también propuso reuniones del Consejo OTAN-Rusia y el Consejo Permanente de la OSCE para avanzar sobre la resolución de la crisis.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.