Dom. Jul 14th, 2024
Spread the love

Desde hace meses, la Organización de las Naciones Unidas (ONU) alertó sobre la posible catástrofe de hambruna que el bloqueo de Israel podría provocar en Gaza.

La organización estima, más de 210 mil personas en el norte de la Franja viven una realidad enmarcada por la hambruna, desempleo y dependencia de la ayuda humanitaria. Incluso, diversas agencias humanitarias advierten que cada vez más niños están al borde por inanición.

Volker Türk, alto comisionado de la ONU para los Derechos Humanos, explica, «las restricciones de Israel a la entrada de ayuda en Gaza y la forma en que se siguen dirigiendo las hostilidades, puede equivaler al uso de la inanición como método de guerra, lo cual, constituye un crimen de guerra». 

El comisionado señala, esto puede ser justificado dado que Israel, en su calidad de potencia ocupante, tiene la obligación de garantizar el suministro de alimentos y atención médica. Así como, la responsabilidad de facilitar la labor de las organizaciones y garantizar el acceso de la población civil a ayuda de forma segura y digna. Esto, de acuerdo con los estatutos de la legislación internacional sobre los derechos humanos. 

Contrario a ello, Israel obstruyó la instalación de centros de estabilización de la malnutrición de emergencia de la ONU en Hamás, al no garantizar la seguridad. Respecto a esto, la doctora de la organización, Margaret Harris, comenta, «hemos establecido uno en el sur, estamos estudiando la posibilidad de hacerlo en el norte, pero el problema es que no tenemos la capacidad de traer los materiales a gran escala sin garantías de acceso a la seguridad». 

De esta forma, la especialista describe que aumentó el número de recién nacidos y niños al borde de la muerte, debido al hambre. Además, grupos médicos de la ONU, admitieron con mayor frecuencia un alto número de mujeres embarazadas con peso peligrosamente bajo. 

«Las complicaciones que padecen se producen cuando estás intentando llevar un embarazo y te falta nutrición», insistió Harris para enfatizar el peligro de hambruna en Gaza. El cual considera, desde el punto de vista médico, es mera consecuencia de las acciones llevadas a cabo por el hombre, pues anteriormente la desnutrición en dicho territorio era baja.

 Por otra parte, la Organización Internacional del Trabajo subraya que aunado a la hambruna, la ocupación de Israel ha provocado un impacto devastador en la economía de Gaza. Estiman, en los últimos 5 meses, más de 507 mil personas perdieron su empleo, por lo cual la tasa de desempleo en la región es del 57%. De este modo, la ONU remarca la urgencia de llegar a un acuerdo de cese al fuego de manera inmediata. 

Por dahemont

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *